martes, 5 de abril de 2011

Mariana de Marco - J. M. Guelbenzu

Mariana de Marco es juez en Cantabria.

Procede de una familia burguesa de clase media-alta. Fue abogada penalista, trabajaba con su marido en un bufete que abandonó por motivos personales y profesionales. Accedió a la judicatura el tercer turno y sabe que permanecerá unos pocos años en cada destino.

La conocemos con 40 años trabajando como Juez titular del Juzgado de Primera Instancia de San Pedro del Mar, una localidad ficticia en la costa de Cantabria. En la segunda novela se ha trasladado a Villamayor, una población más grande, también ficticia, del interior.

Es alta, de figura atlética y voz profunda. Melena corta y castaña, orejas pequeñas, ojos grandes, castaño oscuro. Viste trajes clásicos de chaqueta y pantalón y zapatos de medio tacón.

Divorciada, sin hijos, en su primera novela tiene una relación, a distancia y confortable, con un inglés, Andrew, diez años mayor que ella. Dejó sus amistades en Madrid y vive rodeada de gente con intereses diversos a los suyos, el clima intelectual y moral en el que se mueve se la queda pequeño.

Le gustan las novelas del siglo XIX, escuchar música: rock y clásica, fumar y beber whisky con hielo. No le gusta cocinar y se alimenta de bocadillos y café o de ensaladas de espinacas y champiñón o de lechuga y ventresca. No hace ascos, si la invitan, a una lubina a la espalda o a un salmón relleno de verduras.

Su función, como juez, es encontrar toda las pruebas incriminatorias para fundamentar una instrucción, pero a ella le gusta ir más allá y elabora teorías a partir de intuiciones basadas en su conocimiento y experiencia.

En su trabajo es muy formal, sus más cercanos la acusan de tener doble personalidad.

En "No acosen al asesino" un veraneante asesina a un juez y Mariana deberá averiguar quien es. En "La muerte viene de lejos" su antigua secretaria y actualmente amiga, Carmen Fernández, le pide que investigue al prometido de su sobrina, que sospecha sea el autor de un asesinato encubierto como suicidio.

Comentario personal

Los dos libros de la serie que he leído me han aburrido sobremanera. La protagonista me resulta antipática y totalmente plana. En el primero, saber quien es el asesino desde el principio y no conocer sus motivos (bastante traídos por los pelos) hasta el final, me ha irritado. La investigación es totalmente casual, basada en el encuentro imposible del arma del asesino. Las conversaciones y pensamientos del grupito de gente bien son repetitivas y carentes de todo interés. Las personas a su servicio parece como si por ser de una clase social inferior fueran estúpidos y hablaran peor.

La segunda novela no ha mejorado mi impresión en absoluto. La juez, como si se tratara de la protagonista de un mal telefilm, se arroja en los brazos del que su amiga del alma asegura es una mala persona. La investigación se resuelve por sus prejuicios ante la buena educación y el "savoir-vivre" del "humilde" investigado. El exceso de reflexiones triviales de sus estereotipados personajes, sus comportamientos infantiles y banales hacen que descarte volver a leer a este autor.

Libros de Mariana de Marco
  1. No acosen al asesino, 2001
  2. La muerte viene de lejos, 2004
  3. El cadáver arrepentido, 2006
  4. Un asesinato piadoso, 2008
  5. El hermano pequeño, 2011 
  6. Muerte en primera clase, 2012
  7. Nunca ayudes a una extraña, 2014

El autor

José María Guelbenzu Fernández nació en Madrid en 1944. Se licenció en Derecho y Dirección de Empresas en Icade y en la Facultad de Derecho de la Universidad Complutense de Madrid.

En 1964 comenzó a trabajar en la revista "Cuadernos para el Diálogo". Codirigió el cineclub Imagen y colaboró en diversos periódicos y revistas literarias. En 1970 se incorpora a la editorial Taurus y en 1977 asume la dirección de la misma. En 1982 se hace cargo también de la dirección literaria de Alfaguara. A partir de 1988 se dedica en exclusiva a la literatura.

Es colaborador habitual de las secciones de Opinión y Cultura de El País, en el que escribe desde su fundación. Colabora también en "Revista de libros". Firma su obra policíaca como J.M. Guelbenzu.

Está casado y tiene dos hijos y actualmente reside en Madrid.

Web del autor: www.jmguelbenzu.com

Otros libros
Novelas

No ficción
  • Ver Madrid, 1991 – con fotografías de Ramón Manent
  • ¿Otro camino para la novela?, 2002
  • Leon Tolstói , 2009 – con Víctor Gallego
  • Johann Wolfgang Von Goethe, 2009 – con Eustaquio Barjau Rius

54 comentarios:

Alice Silver dijo...

Entresaco algunos comentarios de la entrada donde anunciaba la presentación de Guelbenzu en Sábados negros:

CREUSSA dijo...
… A los que aún no habéis leído nada de Guelbenzu y su saga policíaca de Mariana de Marco os animo totalmente a comenzar.

28 de febrero de 2011 11:05

Alice Silver dijo...
… mañana mismo comenzaré a leer "No acosen al asesino", a ver que tal.

28 de febrero de 2011 21:23

CREUSSA dijo...
"No acosen al asesino", a pesar de gustarme, en mi opinión no está a la altura de las 3 siguientes, que me encantaron a partes iguales.

Un saludo

1 de marzo de 2011 11:22

Alice Silver dijo...
Creussa te agradezco la aclaración, llevo 100 páginas y de momento me aburren bastante las conversaciones y pensamientos de este grupito de pijos. Tampoco me gusta que se sepa quien es el asesino desde el principio aunque quede la incógnita de saber sus motivos, espero terminarla pronto y "saltar" a la siguiente.

1 de marzo de 2011 21:55

Boga Vante dijo...
Creussa, hola:

He leído todas las publicadas hasta ahora por JMG con esta juez porque están disponibles en la biblioteca más próxima. Pero no me acaban de llegar sus alrededores personales, lo que suele engancharme mucho en en los detectives con los que me relaciono. Aunque si encuentro alguna nueva en la biblioteca, no rechazo leerla.

Saludos matinales

2 de marzo de 2011 08:44

CREUSSA dijo...
En las novelas de Guelbenzu lo importante no es el asesino si no la trama en sí. Me gustan los ambientes que relata, cómo lo hace, no sé, quizá por ser tan diferentes al mío, jeje, pero sobre gustos no hay nada escrito...

2 de marzo de 2011 14:00

Alice Silver dijo...
Creussa, pues ya llevo 200 páginas, me pasa como a tí, pero al revés, es un ambiente tan diferente del mío que me parece un poco marciano... ya tengo la segunda localizada en una de mis bibliotecas habituales, mañana la pillo.

2 de marzo de 2011 23:27

Javi (ex-anónimo) dijo...
Buenas.

Hace tiempo dejé un comentario (¿en el cajón de sastre?) respecto a mi opinión sobre "No acosen al asesino" de Guelbenzu. Seguro que Alice lo encuentra por si puede interesar.
Lo resumo ahora: me parece un libro espantoso.

Besos y saludos.

3 de marzo de 2011 11:00

maribel dijo...
Yo tampoco pude con Guelbenzu....tal vez después de tu próxima crónica, a veces simplemente no es el momento.

3 de marzo de 2011 20:13

Alice Silver dijo...

Javi, ya voy por la página 275 y no puedo estar más de acuerdo contigo, copio tu opinión, que no recordaba:

No acosen al asesino de José M. Guelbenzu. Primera novela de una serie (creo que consta de 4 novelas actualmente) protagonizadas por la juez Mariana de Marco. Ya dije en una ocasión que no me gusta desaconsejar ninguna lectura (cada uno que saque sus conclusiones) pero es la primera y, salvo milagro, la última que leo. El presunto enfrentamiento de inteligencias entre la juez y el asesino, se queda en medio de ninguna parte. El intento de reflejar la vida veraniega en las urbanizaciones de lujo de Cantabria se queda en una serie de superficialidades sin sentido. Por no hablar de la pobreza del lenguaje. Vamos, que vosotros mismos.

Ya tengo el segundo, haré un esfuerzo confiando en la opinión de Creussa.
3 de marzo de 2011 22:48

Isabel dijo...
… leí hace unos años No acosen al asesino y no guardo tan mal recuerdo como vosotros. Apasionante no desde luego, de hecho no he vuelto a por más, pero sí entretenido.

4 de marzo de 2011 08:43

Jose Ignacio Escribano dijo...

Alice, gracias por darnos tu opinión, siempre honesta. No creo que me interese leer a Guelbenzu aunque sentía curiosidad por su protagonista. Siempre es bueno descartar a algunos autores de nuestro plan infinito.

CREUSSA dijo...

¡Hola!

Como comenté en su momento, "NO acosen al asesino" no fue el que más me gustó, pero no lo considero horroroso. El resto de la saga me han gustado muchísimo y para mí siguen siendo recomendables pero sobre gustos..., siento no coincidir con la mayoría.

Por cierto, ayer me animé a leer "El caso de la sirvienta desaparecida", ya os daré mi opinión cuando lo termine.

loquemeahorro dijo...

Me suena todo como antiguo, me refiero a la época en que las mujeres empezaban a ser abogadas, o médicas o lo que sea, que había que dejar claro cada 5 minutos que aunque fueran mujeres podían ser profesionales.

Del resto de todo lo dicho, lo que me mata es lo de los tópicos de clase, no puedo con ellos.

¿Tiene una asistenta con acento extremeño muy gritona que lleva un floripondio de tela en el pelo? Sí hombre, que en el fondo tiene un corazón de oro...

Ah, no, perdón, que pasa en Catabria. Pues entonces es una señora mayor, al estilo de Isabel Garcés cuando hacía de criada gallega en las películas de Marisol, pero en "pasiega".

lammermoor dijo...

Pues salvo cambio de opinión de última hora, no apunto a Guelbenzu en mi plan infinito (¡Suspiro de alivio!).
Iba a comentar respecto a la "antigüedad/ranciedad" que debemos leer teniendo en cuanta la época en que está escrito o retrata (se lo decía a los alumnos en el taller de historia) pero veo que las novelas son recientes. ¿También la ambientación?`porque en ese caso chirría más.

demanio dijo...

uy, yo es que trabajo como gestor en un juzgado, y no llevo bien leer novelas sobre juzgados y tribunales, no puedo parar de sacar defectos o cosas que no se corresponden con la realidad y me descoloco de la trama. QUe el prota sea un juez, yo que trato a diario con ellos, no me resulta tan atractiva. NO es emocionante, la emoción está a pie de calle, con los policias investigando, no en el juzgado. El juzgado de primera instancia no creo que sea, debe ser de instrucción o mixto, ya que entonces solo llevaría temas civiles. El juez de instrucción, practica diligencias de investigacion, oye a los implicados, testigos, imputados, denunciantes, etc, practica tasaciones, recaba informes del médico forense se oficia a la policía para practicar gestiones y recabar determinada informacion, se acuerdan libertades, detenciones, prision, peritajes, escuchas telefónicas, secretos actuaciones,mandamientos, oficios, exhortos, etc, siempre a través de sus funcionarios, el minuta,decide, y el gestor gestiona esas decisiones para llevarlas a la realidad,el secreetario da fe, y dirige la oficina judicial, el tramitador las tramita, y el auxilio judicial se encarga del archivo, el correo y el orden en la sala de vistas. como veis, no suena tan emocionante, como si la acción ocurriese en una comisaria.

Por cierto, los jueces no pueden investigar los casos que les den la gana, hay normas de reparto, e incompatibilidades, un juez debe abstenerse de conocer un asunto si él mismo tiene relación con alguno de los implicados. tampoco investigar algo porque se lo pida una amiga, nooo, que ponga la denuncia, que la remitan la juzgado de guardia, y si es por fecha indeterminada sea turnada por el decano. pero nada de oye Juez, mira investigame esto por fa.

Javi (ex-anónimo) dijo...

Ya dejé clara mi (nefasta) opinión sobre el único libro leído de la serie de Guelbenzu así que no insisto.
Pero es que el comentario de Alice sobre el "encuentro imposible del arma del asesino" me ha hecho recordar cómo la encuentran y es de lo más disparatado que he leído nunca. Sería más creible ver a Miss Marple practicando taekwondo.

Besos y saludos.

Anónimo dijo...

YO he leido un par de novelas de Mariana de Marco y me han entretenido, no son las mejores, pero jamás las calificariaa como antiguas ni rancias. Se lo recomendé a mi pareja y a ella le gustaron también. De hehco, J.M. Guelbenzu es un muy pero que muy buen escritor también en sus otros libros no policiacos, mucho mejor que otros muchos que adorais por estos lares.

Alice Silver dijo...

José Ignacio, yo siempre aconsejo que lo leáis y juzguéis por vosotros mismos... pero en esta ocasión no tengo palabras.

Creussa, pues ya has visto que confié en ti y leí el segundo pensando que mejorara... en cualquier caso me alegra que estés ahí defendiendo tu punto de vista, seguro que hay más gente de tu opinión.

Loque, ya hemos hablado de tópicos de clase en algunas ocasiones, comentando la obra de Christie o Sayers... pero es que encontrárselos en la época actual llama más la atención. Y no, las asistentas tienen acento cantabro (supongo) y el nivel intelectual de una niña de 10 años... Yo, que no conozco a Isabel Garcés, diría que podría ser una mezcla entre la Gracita Morales del "señorito" y Beatriz Carvajal transmutada de gallega.

Lammermoor, efectivamente las novelas se desarrollan en la época actual. Por cierto, no se si ha quedado claro, los ricos también son tontos, lo que pasa es que su tontuna es diferente, la ambientación parece tomada del anuncio de la Presley tomando Ferrero Roché.

Demanio, que calladito te lo tenías. Supongo que a cada uno nos "canta" más lo que conocemos. Los policías que escriben novela policíaca siempre se quejan de que los autores no se documentan suficientemente y meten la pata en muchos detalles. A mí que no conozco mucho ni un mundillo ni otro no me cantan tanto esas cosas, aunque a veces flipo viendo en CSI que los forenses dirigen investigaciones...

Javi, es que es un sinsentido total, el hombre esparciendo trozos de una navaja de afeitar por todo Cantabria y la policía encontrándolos y relacionándolos con el crimen… Miss Marple practicando taekwondo, todavía me estoy riendo. Besos.

Anónim@, no he leído otros libros de Guelbenzu, no puedo opinar sobre su obra "seria" y como tampoco mencionas a nuestros otros adorados pues no se que más decirte.

Boira dijo...

Este autor no se ha convertido en uno de mis escritores preferidos y no voy a buscar como loca por las bibliotecas, ni voy a comprar otro libro de la serie, Pero si da la casualidad que me encuentro otro de sus libros y no tengo entre manos nada mas, lo mas seguro es que lo lea. La narración se me ha hecho pesada, los protagonistas no se me han cautivado, pero lo he podido terminar.

Alice Silver dijo...

Boira, visto así... si yo estuviera en una isla desierta y no tuviera otra cosa que leer a lo mejor hasta me animaba. O no :)

ricardobosque dijo...

A Guelbenzu le tengo en mi lista de intocables (porque no pienso tocar un libro suyo, quiero decir) desde que intenté leer No acosen al asesino. En pocas palabras, si no fuera quien es y trabajase en el grupo que trabaja, no le publicaba una novela (al menos negra o policiaca) ni Dios. Con los sudores que hay que pasar para que un editor te haga caso...

Alice Silver dijo...

Ricardo, a mi más que extrañarme que lo publiquen lo que me sorprende es que lo compren... Estoy empezando a pensar que quizás sus lectores no sean precisamente aficionados a la novela policíaca porque a la mayoría de los que nos gusta el género coincidimos en nuestra crítica.

Noemí Pastor dijo...

Hola, Alice, querida. Yo leí "No acosen al asesino" y, a pesar del título, que es bastante bueno, la novela me pareció mala de narices. Se supone que se desarrollaba en los años 90 o así, había correo electrónico y todo, pero el clasismo y la ranciedumbre del ambiente y la forma de narrar me hicieron creer que estaba en los 50 con García Hortelano.
Por supuesto que no le volví a dar una segunda oportunidad. ¡Con todo lo bueno que hay por ahí para leer!

loquemeahorro dijo...

Yo he leído por la red algún comentario elogioso de gente que realmente no parecía a la última con la novela policiaca porque alguno apreciaba "la originalidad" de que la investigadora fuera una mujer (¿?).

También leí un comentario diciendo que le gustaba porque la gramática era muy sencilla y podía entenderlo.

No sé, a lo mejor era un foro de estudiantes de español.

maribel dijo...

Hola Alice, qué bien, esta vez en vez de llegar la nave nodriza y llevarse mi comentario, tu lo haces aparecer!!
Me alegro, ya sé que no es plan, pero que veo que no soy la única, y uff!, uno que no me apunto...
Un abrazo ;-)

Maribel
El Guisante Verde Project

Alice Silver dijo...

Querida Noemí, me alegra que volvamos a compartir el sentimiento… no me había dado cuenta de lo del correo electrónico, pero es verdad, su medio de comunicación favorito es el fax…

Uy Loque, sí una mujer, ¡qué original! y también sale un guardia civil bueno ¡donde vamos a ir a parar!. Si era un foro de estudiantes sería de primero…

Sí Maribel, de vez en cuando traslado comentarios para que estén más contextualizados… y sí, esta vez casi todos compartimos el sentimiento. Un abrazo.

Isabel dijo...

Debía encontrarme en estado catatónico cuando leí No acosen al asesino porque no lo recuerdo tan espantoso, por lo menos hay que reconocerle originalidad al elegir el título. Sois una panda de hombres y mujeres sin piedad, mirad cómo habéis acosado al pobre Guelbenzu!
Ahora me encuentro inmersa en un libro ambientado en Senegal que no puede ser más antitético de Mma Ramotswe, pero promete. Se titula Ramata aunque no parece que tenga detective por lo menos de momento, si parece una novela negra negrísima.

Alice Silver dijo...

Isabel,
Es verdad, en esta ocasión no he tenido misericordia... lo que me parece significativo es que lo hemos leído mucha gente a pesar de ser un libro/s que muchos calificamos de malo.
Y Ramata me parece interesante, sobre todo porque se desarrolla en un país totalmente desconocido para mi, lo buscaré.

Anónimo dijo...

Perdón, el anónimo de hace unos días se llama Ramón. No se utilizar esto bien. Como dije no soy fanatico de Guelbenzu pero "Cadaver arrepentido" me entretuvo mucho y también "La muerte viene de lejos" y no creo para nada que sea mal escritor según decis por aquí ni sus libros tan horrorosos aunque todos esteis de acuerdo. Me refería a escritores adorados a gente como Asa Larsson, John Connely, Stieg Larsson, Rosa Ribas, escritores que para mi gusto están muy sobrevalorados por aquí, pero que no nos gustan a todo el mundo. Es solo mi opinión, espero no haber importunado a nadie.

Alice Silver dijo...

Hola Ramón,
Gracias por presentarte. Como hemos comentado varias veces, para gustos los colores... Quizás mi opinión puede pesar un poco más porque es mi blog pero no hay una opinión unánime, cada uno comenta que le ha parecido a él.
Hay ocasiones en que hay bastante consenso, ej. Agatha Christie y otras en que no la hay, ej. Fred Vargas. La mayor parte de las veces nos basamos en criterios subjetivos (me gusta o no) que argumentamos mediante razonamientos objetivos: la trama es buena, el personaje está bien construido... En el caso de los escritores que mencionas hay para todos los gustos: de Connolly yo he hablado bien pero hay mucha gente a la que no le ha gustado nada...
Resumiendo, que me parece estupendo que te guste Guelbenzu y que lo argumentes y si quieres hablar de por qué no te gustan los escritores que te parecen sobrevalorados puedes utilizar la entrada de cada uno para exponer tus motivos (subjetivos u objetivos). Seguimos charlando.

PD Para no aparecer como anónimo basta que en el apartado "Comentar como" elijas la opción Nombre/Url y rellenes tu nombre.

Begoña dijo...

Hace mucho que leí los libros de guelbenzu y no me han parecido tan malos.Por cierto, coincido con la mayoría resoecto a Fred Vargas, aburrida

Welzen dijo...

No había leído nada de este autor, no me llamaba la atención y por lo que veo no me he perdido gran cosa.

En estos momentos estoy leyendo a Connolly y espero que me guste. Ya os contaré.

Alice Silver dijo...

Hola Begoña, yo he tenido una sensación parecida con ambos autores, me resultaba imposible concentrarme en la lectura, evadirme, volar... sus repeticiones me ponían al borde del ataque, aun así le reconozco a Vargas mucha más imaginación y capacidad para tejer una historia sorprendente.

Welzen, ya nos contarás...

Lauriqui dijo...

Menos mal que muchos coincidís conmigo jejejej lo que me costó acabarme el libro!! El tonillo me pareció muy pedante, los protagonistas y sus conversaciones tres cuartos de lo mismo, la trama sin chicha... vamos, una joya...

Alice Silver dijo...

Hola Lauriqui, cuanto tiempo, pues nada, una más que coincide con la opinión general sobre esta joyita.

José María dijo...

Me pasó algo parecido a lo de Alicia, … leí dos novelas y se me han quitado las ganas de leer más, no por malas, sino por sosas. El personaje
de la juez me parece muy sieso, sin gracia. Aquí se aplica el dicho de que hay muchas novelas para leer

Alice Silver dijo...

Hola José María, bienvenido. Desde luego la juez es siesa y petulante... en el resto no voy a insistir, como bien dices hay mucho por leer.

DIEGO dijo...

Hola:
Nunca había leído a Guelbenzu y mi asistencia al Sábado Negro en que él asistió me convenció de la necesidad de leerlo.Compré "No acosen al asesino" y una vez leido me pareció una novela de enigma de corte victoriano- a lo Agatha Christie- situada en un mundo de la alta burguesía en Cantabria. Si bien está correctamente escrita no creo que pase a ese 5% (según Pohl)que no es basura. Discreta, distraida y personajes "demasiado aquilatados y cursis" "el servicio para acá...el servicio para allá" y muy lenta. No me ha animado a seguir leyendo novelas policiales del autor citado.

Alice Silver dijo...

Hola Diego,
Bienvenido, más o menos tu comentario sobre Guelbenzu sigue la tónica general (que le habrá hecho a este hombre el servicio)aunque tu eres un poco más positivo. A mi no me convence nada, ni como escritor ni como teórico de la novela policíaca...

J. A. Montano dijo...

Estoy de acuerdo con el comentario de Alice. He leído ahora "La muerte viene de lejos" y he escrito esto en mi blog. Saludos!

http://joseantoniomontano.blogspot.com/2011/10/una-malisima-novela.html

Alice Silver dijo...

J.A. no puedo más que estar de acuerdo con tu opinión, como ves es la mayoritaria de los comentaristas habituales del blog.
Creo que en estos casos pasa como en el cuento El traje nuevo del emperador, nadie se atreve a decir lo que es obvio, quizás por los contactos del autor con el mundo editorial. Por cierto, en tu blog ¿no se pueden hacer comentarios?

J. A. Montano dijo...

No, es que tengo desactivada la opción de comentarios, aunque para compensar tengo arriba mi mail, para quienes tengan ganas de interactividad :-)

Lo de la novela tiene que ver con lo del traje nuevo del emperador, sin duda. Tampoco creo que sea cosa de "contactos", sino que, como es un escritor de prestigio, los críticos no lo cuestionan (haciendo dejación de sus funciones). Pero ahora, por fortuna, existen los blogs.

Alice Silver dijo...

Pues no se, un blog sin comentarios es como un jardín sin flores o sin cardos borriqueros :)
Pero bueno, cada uno tiene su idea de lo que quiere hacer...

J. A. Montano dijo...

Es cierto: un blog sin comentarios no es un blog. Pero es que lo mío no es un blog: simplemente uso el formato de Blogger a modo de almacén (y escaparate) :-)

Alice Silver dijo...

Y lo mío es una enciclopedia comentada :)

J. A. Montano dijo...

Ya veo: y muy completa. Iré investigando entre los detectives (y detectivesas), a ver qué encuentro. Por cierto, que tras el fiasco de Guelbenzu me he metido en una experiencia muy curiosa: leer las novelas de Simenon en portugués. Conseguí hace tiempo una colección y de vez en cuando leo alguna. Lo curioso es que, al estar en portugués, el París de Maigret desprende un aroma de Lisboa. Es como si estuviera al mismo tiempo en Lisboa y París.

Alice Silver dijo...

Tremendo experimento de resultados desconcertantes :)
Yo ando leyendo a Tony Hillerman en castellano pero hasta ahora los indios no bailan el chotis.

J. A. Montano dijo...

Cómo que no? Los indios han bailado el chotis toda la vida, o algo muy parecido al chotis, jajaja.

Rebeca de Winter dijo...

Por Dios, cuánto detractor de José María Guelbenzu. Yo sólo he leído dos: Un asesinato piadoso y El hermano pequeño, de las cuales, la primera me pareció interesante y la segunda, una gran novela. Debo ser un bicho raro. Saludos a todos.

Alice Silver dijo...

Rebeca, no he leído ninguna de las dos que mencionas, no puedo opinar y como ves por mis comentarios dudo mucho que llegue a leerlas...
En cualquier caso bienvenida sea una opinión positiva, saludos y bienvenida.

Rebeca de Winter dijo...

Gracias por darme la bienvenida. La verdad es que me quedé un tanto sorprendida ante tanta valoración negativa (no es sólo la tuya, es la de casi todos) de la saga de Mariana de Marco, que yo no digo que sea la octava maravilla, pero que a mi parecer es buena, sobre todo "El hermano pequeño", que ya digo, es un muy buen libro. Me gusta tu blog y me verás más veces por aquí porque la novela negra, detectivesca, policiaca..., es mi favorita. Un abrazo.

Alice Silver dijo...

Sí, en este caso hay bastante unanimidad, aunque a Creussa también le gusta el autor. No suele ser lo habitual, esperamos seguirte leyendo en otras entradas.

CREUSSA dijo...

Rebeca, a mí también me ha parecido muy interesante el último libro, "El hermano pequeño" y en general me gusta esta saga. Ya somos dos bichos raros :-)

Unknown dijo...

Debuté con "El cadáver arrepentido" y como acababa de leer una de la Juez de Reyes Calderón, pues... me pareció buenísima. Luego me decidí por la primera de la serie y me ha parecido un rollazo, con lo cual me vuelvo al comisario Montalbano para desengrasar.

Monicata dijo...

Leí "El hermano pequeño" por casualidad (compra de última hora en un aeropuerto), y solo llegué al final porque soy así de masoquista.
Me pareció espantosa, así que si alguien dice que es la mejor, no quiero ni imaginarme cómo serán las otras.
¿Cuándo te vas a USA Alice? Si puedes, no dejes de comentar, besitos.

Alice Silver dijo...

Pues Unknow a la jueza de Reyes Calderón todavía no la he leído pero si una de Guelbenzu te pareció mejor me temo lo peor...

Yo también soy masoca Monicata, me terminé dos... Ya estoy de vuelta, he recorrido de nuevo las calles de Nueva York buscando los rincones de nuestros protagonistas y estoy preparando alguna entrada de detectives de Boston (también he pasado por allí).

Unknown dijo...

La jueza Lola MacHor de las novelas de Reyes Calderón, de la que he leido las dos primeras dos novelas por tener Pamplona como escenario, me parece marciana, Pamplona Marte y los personajes marcianos.
La primera de Guelbenzu con la Juez Mariana de Marco es muy aburrida en lo narrativo, increíbles los personajes y poco ingenioso el asunto, va por el camino fácil y todo se resuelve por casualidad.
A pesar de ello, la distancia entre Guelbenzu y Calderón es equivalente a la que hay entre Javier Marías y Corín Tellado.

Alice Silver dijo...

Jajaja Unknow, tu tampoco tienes pelos en la lengua. Me animaré con la primera de Reyes Calderón para conocer Pamplona-Marte de primera mano.

José María dijo...

Perdona Unknown, pero no pillo la metáfora: ¿lo que quieres decir es que la Calderón es tan popular como fue la Tellado en su época?, -ya quisieran la gran mayoría de los escritores españoles de novela policíaca-negra-detectivesca vender la décima parte de lo que vendió esa escritora- ¿o que Guelbenzu aburre tanto, como me aburre a mí Marías…? Y si quieres que te diga la verdad, la jueza MacHorn, por lo menos en su primera novela, que estoy de acuerdo que resulta totalmente marciana, era algo más viva y simpática que la tiesa y siesa de la jueza De Marco.


Alice Silver dijo...

Echando leña al fuego José María, así me gusta. La verdad es que se me hace difícil pensar que algo pueda ser peor que Guelbenzu y de Reyes Calderón he oído de todo... Así que como decía, juzgaré de primera mano pero la polémica me hace adelantar los libros unas posiciones.

Javi (ex-anónimo) dijo...

Pues a pesar de que puedo ser injusto porque solamente he leído un libro de cada uno, elegir entre Guelbenzu y Reyes Calderón viene a ser lo mismo que elegir entre la silla eléctrica y la cámara de gas.

A mi personalmente me gusta más la cámara de gas, pero no deja de ser un instrumento del verdugo.

Besos y saludos.

Monicata dijo...

Desde luego hay muertes más dulces que a manos de cualquiera de esos dos escritores, perdón quise decir torturadores.

Alice Silver dijo...

Jajaja, Javi, Monicata.