jueves, 6 de octubre de 2011

Duca Lamberti - Giorgio Scerbanenco

Duca Lamberti es un médico que colabora con la policía de Milán en los años 60.

Nació en la Romaña, su madre murió cuando era niño. Estudió medicina gracias a los esfuerzos de su padre, un policía que se enfrentó a la Mafia en Sicilia y acabó realizando tareas burocráticas en Milán. Mientras trabajaba en una clínica ayudó a una anciana enferma de cáncer a morir. Por ello ha pasado 3 años en la cárcel y ha perdido la licencia para ejercer.

Le conocemos en "Venus Privada", recién salido de la cárcel. Un policía compañero de su padre, el Dr. Carrua, le consigue un trabajo: rehabilitar a David Auseri, el hijo alcohólico de un importante hombre de negocios. Cuando Duca profundiza en el secreto que atormenta al joven descubre un delito y comienza a colaborar con la policía.

Lamberti no siente remordimientos por lo que hizo pero su experiencia ha condicionado su forma de ser. En la cárcel aprendió a escuchar y a hablar con mesura y adquirió conocimientos sobre el mundo criminal. Ya no confía en el mundo que le rodea. Divide el mundo en hombres "piedra", que no sienten nada por sus semejantes y "sensitivos" que se preocupan por cualquier cosa. El enmascara sus sentimientos con una apariencia de severidad. Es un hombre leal, que mantiene siempre su palabra, sensible al sufrimiento de las víctimas. Amenaza a los criminales si necesita su colaboración o les suplica si lo cree necesario. Muchos hombres le parecen payasos, odia a los canallas. No se considera buen médico ni buen policía.

Trabaja en la Jefatura de policía de la Calle Fatebenefratelli de Milán. Le ayuda Mascaranti, un "terrón" (siciliano) moreno y bajo, ancho de tórax con unas enormes y velludas manos especializadas en sacar confesiones a bofetadas y en escribir detallados informes.

Lamberti es alto, delgado, rostro desagradable. Vive en la Pz. Leonardo da Vinci con su hermana Lorenza, una madre soltera. Y más tarde con Livia Ussaro, su amante y compañera, que de vez en cuando le ayuda en su trabajo. Fuma Nazionale.

En "Los milaneses matan en sábado" un padre busca a su hija, una mujer hermosa y altísima que sufre una discapacidad intelectual y ha desaparecido de su hogar.

Comentario personal

No me ha acabado de convencer Scerbanenco. Sus personajes (David Auseri, el padre de la chica discapacitada, Livia...) son interesantes y me gusta como muestra a los criminales: no son inteligentes, ladrones, chulos e incluso asesinos son idiotas y crueles... Pero su protagonista es el hombre más triste del mundo y comete errores imperdonables que hacen difícil identificarse con él. Sus tramas (las dos que he leído tratan sobre prostitución) me resultan irreales.

El lenguaje, supongo que en gran parte atribuible a la época, me resulta indigerible (invertido, anormal y pederasta asqueroso para denominar a un homosexual al que por el hecho de serlo se le atribuyen todas las perversiones).

Para comer: Ensalada Caprichosa, pollo en gelatina, jamón cocido.

Libros de Duca Lamberti
  1. Venus privada (Venere privata, 1966)
  2. Traidores a todos (Traidore a tutti, 1966)
  3. Muerte en la escuela (I ragazzi del massacro, 1968)
  4. Los milaneses matan en sábado (I milanesi ammazzano al sabato, 1969)

Películas

  • I ragazzi del massacro, 1969. Italia. Director: Fernando Di Leo. Intérprete: Pier Paolo Capponi (Lamberti). Basada en Muerte en la escuela.
  • Privado de amar (Venere privata / Cran d'arrêt, 1970). Italia-Francia. Director: Yves Boisset. Intérprete: Bruno Cremer (Lamberti). Basada en Venus privada.
  • Asesinada ayer (La morte risale a ieri sera di Duccio Tessari, 1970). Italia-RFA. Director: Duccio Tessari. Intérprete: Frank Wolf (Lamberti). Basada en Los milaneses matan en sábado

El autor

Giorgio Scerbanenco (Volodymyr-Giorgio Šerbanenko) nació en Kiev (Ucrania) en 1911. Su padre era ucraniano, profesor de griego y latín y su madre italiana. Cuando estalló la revolución rusa se trasladó a Italia con su madre, su padre fue fusilado. Llegaron a Roma y con dieciséis años se trasladaron a Milán donde su madre falleció en 1927. Tuvo que abandonar los estudios por motivos económicos, aunque de modo autodidacta estudió filosofía y literatura americana.

Trabajó como conductor de ambulancia, fresador, almacenista y mozo. En 1930 se casó. Tuvo dos hijos, poco después del nacimiento del segundo el matrimonio se separó.

En 1931 publica su primer cuento en una revista. Comienza a trabajar para revistas femeninas como "Piccola" y "Novella" como corrector de pruebas y redactor. Escribe novelas rosas y en 1940 publica su primera novela policíaca "Sei giorni di preavviso".

En septiembre de 1943 busca refugio en Suiza donde permanece hasta 1945. Entonces regresa a Italia y funda con Angelo Rizzoli el semanario "Bella". También colabora con la revista "Annabella" escribiendo cuentos y series de relatos. En 1963 publica "Venus privada" la primera novela de la serie de Duca Lamberti. Publica también relatos policíacos en "La Stampa" y "Dominica del Corriere" y escribe guiones para el cine. Con su nueva pareja y sus dos hijas traslada su residencia a Lignano Sabbiadoro.

Falleció en Milán en 1969 de un ataque cardiaco en el momento culminante de su carrera.

El premio más prestigioso de novela negra italiana lleva su nombre en su memoria.

Otros libros

Serie Arthur Jelling
  1. Sei giorni di preavviso, 1940
  2. La muñeca ciega (La bambola cieca, 1941)
  3. Nadie es culpable (Nessuno è colpevole, 1941)
  4. La cueva de los filósofos (L'antro dei filosofi, 1942)
  5. Il cane che parla, 1942
  • Cinque casi per l'investigatore Jelling, 1995

Ciclo del Nuevo México
  • El gran encanto (Il grande incanto, 1948)
  • La mia ragazza di Magdalena, 1949
  • Luna mexicana, 1949
  • Innamorati, 1951

Otras novelas

  • Gli uomini in grigio, 1935
  • Il terzo amore, 1938
  • Il paese senza cielo, 1939
  • L'amore torna sempre, 1941
  • Oltre la felicità, 1941
  • Quattro cuori nel buio, 1941
  • È passata un'illusione, 1942
  • Cinema delle ragazze / Cinema fra le donne, 1942
  • Fine del mondo, 1942
  • Infedeli innamorati, 1942
  • L'isola degli idealista, 1942
  • Viaggio in Persia, 1942
  • Cinque in bicicletta, 1943
  • Il bosco dell'inquietudine, 1943
  • Si vive bene in due, 1943
  • La notte è buia, 1943
  • Il mestiere di uomo, 1944
  • Annalisa e il passaggio a livello, 1944
  • Tecla e Rosellina, 1944
  • Il cavallo venduto, 1944
  • Lupa in convento, 1944
  • Non rimanere soli, 1945
  • Luna di miele, 1945
  • La chica del bosque (Johanna della foresta, 1945)
  • Los espías no deben amar (Le spie non devono amare, 1945)
  • Ogni donna è ferita, 1947
  • Quando ameremo un angelo, 1948
  • La sposa del falco, 1949
  • Te llevaré a ver el mar (Al mare con la ragazza, 1950)
  • Anime senza cielo, 1950
  • I giorni contati, 1952
  • El rio verde (Il fiume verde, 1952)
  • Il nostro volo è breve, 1952
  • Amata fino all'alba, 1953
  • Cita en Trieste (Appuntamento a Trieste, 1953)
  • Uomini e colombe, 1953
  • Desidero soltanto, 1954
  • La mano nuda, 1954
  • Mio adorato nessuno, 1955
  • I diecimila angeli, 1956
  • La ragazza dell'addio, 1956
  • Via dei poveri amori, 1956
  • Cristina che non visse, 1957
  • Elsa e l'ultimo uomo, 1958
  • Perseguidas (Europa molto amore, 1958)
  • Il tramonto è domani, 1958
  • Noi due e nient'altro, 1959
  • Viaggio di nozze in grigio, 1961
  • La arena no recuerda (La sabbia non ricorda, 1963)
  • L'anaconda, 1967
  • Al servicio de quien me quiera (Al servizio di chi mi vuole, 1970)
  • Las princesas de Acapulco (Le principesse di Acapulco, 1970)
  • Ladrón contra asesino (Ladro contro assassino, 1971)
  • Né sempre né mai, 1974
  • Dove il sole non sorge mai, 1975
  • Romanzo rosa, 1985

Relatos
  • Voce di Adrian, 1956
  • Milán calibre 9 (Milano calibro 9, 1969) - Algunos cuentos también aparecen en "Pequeño hotel para sádicos"
  • Demasiado tarde /Doble juego (Il centodelitti, 1970)
  • Los siete pecados y las siete virtudes capitales (I sette peccati capitali e le sette virtù capitali, 1974)
  • La noche del tigre (La notte della tigre, 1975)
  • L'ala ferita dell'angelo, 1976
  • La vita in una pagina, 1989
  • Il falcone e altri racconti inediti, 1993
  • Il Cinquecentodelitti, 1994
  • Millestorie, 1996
  • Storie dal futuro e dal passato, 1997
  • Basta col cianuro, 2000
  • Matar por amor (Uccidere per amore, 2002)
  • Racconti neri, 2005
  • Uomini Ragno, 2006
  • Annalisa e il passaggio a livello, 2007

35 comentarios:

JOSÉ DIEGO dijo...

Pues, en este caso, disiento de tu visión de Scerbanenco como autor; "Muerte en la Escuela" me pareció una historia dura y cruel, pero bien narrada. Lamberti es falible y responde a todos los prejuicios de su tiempo. En Europa, para mí, es uno de los autores, de esa época, que me recuerda a Jim Thompson con mayor intensidad.

loquemeahorro dijo...

También que el siciliano sea un bruto violento, es un "pelín" tópico ¿no?

A mí también me gusta lo que has comentado de los criminales son idiotas, entiendo que es más interesante para la ficción imaginarse a unos delincuentes súper refinados con unos planes complicadísimos.

Pero en la vida real, mira que dudo que sea así.

Pero resumiendo: no voy a probar.

Alice Silver dijo...

Hola José Diego,
Por supuesto que no siempre se puede coincidir, es más, creo que es bueno que tengamos opiniones distintas así los que no conozcan al autor se pueden hacer una idea con más perspectiva.
De todas maneras quiero aclarar que coincido contigo en que los libros están bien narrados, de hecho me leí los dos que menciono de un tirón. Símplemente no me atrajo el personaje, hay una escena al final de Venus privada, que no puedo contar sin desvelar la trama, en la que me parece que el protagonista, después de actuar de un modo muy irresponsable no está a la altura para ayudar a quien ha convertido en una víctima... no lo puedo evitar, prefiero los héroes.

Loque, esperaba que comentaras algo del bello rostro del autor :) El que presente a los criminales como idiotas también me parece que se asemeja a la vida real.

Javier Abasolo dijo...

Scerbanenco es uno de esos escritores a los que casi nunca se menciona cuando se habla de los "grandess del género negro", quizás por ser italiano (antes de que Camilleri pusiera de moda el 'noir' italiano) o por sus ideas conservadoras, pe ...ro no por ello deja de ser un escritor de lectura imprescindible.Y pese a sus ideas no se cegaba ante los problemas de su país y su tiempo, que describía con gran dureza. A veces pienso que más que "novela negra" escribía "novela sórdida".

Alice Silver dijo...

Javier, parece que lo del olvido se va solucionando, el sábado 22 en Getafe Negro hay previsto un homenaje al autor. Me ha gustado mucho tu comentario sobre la "novela sórdida", creo que hay mucho de eso, nos acerca a un mundillo que yo desconocía totalmente, quizás por eso me parezca irreal.

Isabel dijo...

Recuerdo haber leído hace muchos años Muerte en la escuela y me gustó. Me resulta imposible entrar a valorar el comportamiento del comisario porque no recuerdo nada más, sólo esa impresión que decís por ahí de sordidez y que estaba editada por Noguer.

Alice Silver dijo...

Isabel, yo tengo una edición de Noger y otra de Bruguera, pero ahora se están publicando de nuevo, tengo curiosidad porque supongo que varían mucho las traduciones.

Anónimo dijo...

¿Ya os había dicho que odio a blogger y cada día más?
Pues nada, resumo mi comentario diciendo que miraré a ver si tienen algún libro suyo en la biblio para poder dar mi opinión sobre el autor.

Anónimo dijo...

El anónimo de antes y ahora soy yo. Lammermoor. Blogger no me deja usar la cuenta de google; se desayuna mis comentarios.

WOLFVILLE dijo...

Absolutamente delicioso blog de referencia. A favoritos enseguida.

Un saludo.

Miguel.

ricardobosque dijo...

Como José Diego y Javier, Scerbanenco es para mí otro de los imprescindibles. Y recomendaría, en una línea diferente a la de Duca Lamberti pero igualmente criminal (de eso estamos hablando aquí, ¿no?) el libro de relatos que publicó Almuzara hace un año: Matar por amor. Una visión muy diferente del ucraniano-milanés, desde luego

josé maría dijo...

Scerbanenco siempre me pareció fantástico, eso sí, muy duro, cruel a veces hasta la náusea, pero pensemos los horrores que la humanidad ha sido capaz de inventar en el siglo XX. Y el personaje que no es la alegría de la huerta, me parece un tío cabal, honrado y capaz de tener empatía con los que sufren, y eso que es vapuleado por la existencia… y la Italia que describe me recuerda mucho las películas neorrealistas italianas, no sé por qué pero me lo imagino siempre en blanco y negro. Y más que sórdidas me parecen negras, muy negras sus novelas… porque me parecen angustiosamente reales…

Alice Silver dijo...

Sí Lammermoor, blogger está un poco pesadito últimamente, mucha gente se queja de que no puede poner comentarios, aunque yo no he tenido problemas...

Gracias Wolfville, el tuyo también parece muy interesante, lo miraré despacio.

Gracias Ricardo, le echaremos un ojo a "Morir por amor", aunque sólo hablemos de criminales, si son tiernitos, mejor :)

José María, en el siglo XX y en todos los anteriores... ¿no? Quizás ahora seamos más conscientes y de ahí nuestro pesimismo.

No, la alegría de la huerta no es el personaje precisamente, es cierta la empatía que señalas y que no he destacado...

Javi (ex-anónimo) dijo...

Han pasado muchos años desde que leí varias de las novelas de Scerbanenco (ni siquiera recuerdo cuáles) y debo decir que mis recuerdos suscriben palabra por palabra la opinión de José María.
Es otro de los imprescindibles.

Besos y saludos.

loquemeahorro dijo...

No diré que no me hubiera fijado.

Boira dijo...

Hola Alice
Últimamente no me ha dado tiempo de escribir en tu estupendo blog, lo siento mucho, pero últimamente no tengo tiempo ni para un breve comentario. No conozco a Luca Lamberti pero si el personaje es tan tristón, y las suyas son historias sórdidas, mejor dejarlo aparcado para mas adelante, si es un clásico se hace el esfuerzo de leerlo.
He leído a Reyes Calderón, ya la tienes en tu cajón de sastre. Sus historias son entretenidas, Me gusta la juez Lola Machor, sus problemas y como intenta resolverlos, he leído seguidos los 4 libros, define bien el carácter de sus personajes, a Juan Iturri, al marido de la juez.

Alice Silver dijo...

Javi, me está empezando a parecer que Lamberti es más para niños que para niñas... pero quizás son imaginaciones mías.
Saludos y besos

Loque, el quinque, la máquina de escribir y la cara de Scerbanenco... todo un bodegón :)

Hola Boira, te agradezco que nos dediques un ratito, siempre es un placer leerte. Tengo curiosidad por leer a Reyes Calderón, aunque me daba un poco de miedito por otros comentarios más negativos, tu recomendación la adelanta en la lista de espera.

Ricardo dijo...

Sólo leí "Venus privada", hace ya muchos años y entonces ya me pareció antigua, en la línea de algunas películas italianas de entonces que han envejecido mal.

Alice Silver dijo...

Ricardo, por fin encuentro alguien que me hace compañía :)
Efectivamente creo que la novela ha envejecido fatal, de hecho me llama la atención que Akal no la haya republicado y sí las otras.
Leí primero "Los milaneses..." y me gustó mucho más, es "Venus Privada" la que me ha dejado peor sabor de boca.

Natalia D. dijo...

Leí “Los milaneses…” y “Muerte en la escuela” siendo una cría. Después no he vuelto a leer nada de Scerbanenco. El recuerdo que tenía era tan vago que no me atreví a comentar nada: tan sólo recordaba que me había gustado pero que me había parecido muy duro y sórdido. Ahora, con la entrada de Alice me he releído, o mejor leído puesto que apenas me acordaba de ella, “Muerte en la escuela”, y me ha gustado mucho.

Me parece que está estupendamente escrita, que la trama es muy buena, que los personajes son muy creíbles, incluso la historia, tan salvajemente brutal, me ha recordada algunos aspectos de terribles sucesos ocurridos en los últimos años en España.

Es cierto que los prejuicios que llenan el lenguaje de Scerbanenco golpean y hieren brutalmente al lector actual (y me hacen sentir alivio de vivir en una sociedad mejor que la que él conoció), pero son, como les pasa a tantos otros autores, el reflejo de su época. En definitiva, si puedo juzgar tan sólo por esta novela, Scerbanenco me ha parecido un gran escritor.

Alice Silver dijo...

Muchas gracias Natalia D. por tu comentario tan bien escrito y razonado como siempre. Ahora me siento culpable de no haber seguido leyendo al autor con "Muerte en la escuela" que recomendais tan vehementemente tú, José Diego y alguno más.

uruguay360 dijo...

"Muerte en la escuela" es un cadenazo en los dientes, una de las novelas más duras que he leí en el género, por ahí alguien dijo que lo que escribía podría calificarse de novela sórdida y estoy de acuerdo.

Alice Silver dijo...

Sí, fue Isabel, una de las habituales del blog. Buscaré un momento de paz para leerla, ya que muchos la recomendais.

Macaorpe dijo...

Estoy leyendo los libros de Duca Lamberti y tengo un quinto titulado "Al servicio de quien me quiera", por si lo quieres poner en la lista de titulos, no se si habrá mas. Un saludo y muchas gracias por todo.

Alice Silver dijo...

Hola Macaorpe, si no me equivoco en "Al servicio de quien me quiera" no aparece Duca Lamberti, por eso está debajo de la biografía del autor, con el resto de su obra.

Macaorpe dijo...

Tienes razón Alice, yo lo tenia como otro titulo de Lamberti ,pero ya he visto que no lo es. Al parecer es la primera y única novela de una serie cuyo protagonista tenía que ser un paracaidista italiano, Ulisse Ursini, soldado aventurero, pero la muerte del autor impidio que la serie tuviera más titulos.

Alice Silver dijo...

Gracias por la información, Macaorpe, he visto que la novela se publicó en 1970, un año después de la muerte del autor...

José María dijo...

Para los que os gustaron las novelas de Duca Lamberti, os recomiendo La muñeca ciega, que acaban de publicar, una novela que transcurre en EE.UU. pero cuyo protagonista es un hombre que trabaja para la policía, pero que estudió Medicina …. ¡qué casualidad! Y taumpoco es que sea la alegría de la huerta…. Pero resulta más novela enigma que las de Lamberti, que eran tan duras y sangrientas….

Alice Silver dijo...

Pues aunque no me gustó mucho Lamberti, esta otra serie de Arthur Jelling me llama la atención, creo que en algún momento me acercaré a ella.

DeNoir dijo...

Hola a todos los que seguís este magnífico blog.
Acabo de terminar el libro de Scerbanenco "Al servicio de quien me quiera", en concreto una edición de 1986 que forma parte de la colección Bestsellers Serie Negra, editada por Planeta (número 76). Con toda sinceridad creo que la editorial nos toma a los lectores por tontos. En la portada aparece un fotograma de Rock Hudson que corresponde a la película "Nido de avispas", que nada tiene que ver con la novela de Scerbanenco. En la contracubierta nos habla de Duca Lamberti y dice de que "se halla en esta ocasión ante un caso difícil" y sin embargo, como se dice en uno de los comentarios de esta entrada, el investigador no aparece en la novela. Más abajo, la persona que redacta la sinopsis del libro demuestra que no ha leído el libro ya que presenta al protagonista, Ulisse Ursine, como un mercenario asesino sin escrúpulos. Este supuesto asesino no es más que un soldado que necesita obedecer órdenes y que no conoce otro oficio que el ejército ni otra afición que el alcohol y las mujeres y que es capaz de arriesgar el pellejo por un peso cubano al día, el dinero justo para un paquete de cigarrillos y una copa de ron.
La traducción es muy floja, con errores gramaticales y frases mal construidas. Es por tanto una edición para olvidar, como si las ediciones populares no merecieran un esfuerzo por parte de las editoriales para presentar un producto medianamente decente.
La novela es muy buena, muy bien estructurada y sin que nada sobre ni falte. Es un producto hecho para divertir y entretener y cumple con esa función. No la veo yo como una típica novela negra sino más bien como una novela de acción, por momentos cargada de tintes bélicos, en ocasiones cargada de crudeza pero también capaz de sacar a la luz lo mejor de las personas en momentos difíciles. El personaje central, el soldado Ursine, está muy bien trabajado y consigue la total aceptación del lector, por muy borracho y mujeriego que sea.
La reseña a la canción de Nancy Sinatra, "These boots are made for walkin'", nos recuerda los ambientes urbanos norteamericanos, tan recurrentes en la novela negra y tan ausentes en este libro.
Puro y digno entretenimiento a pesar de la cochambrosa edición.
Un saludo a todos
H.

http://www.librosalcana.com/262465.jpg

http://www.youtube.com/watch?v=SbyAZQ45uww

Alice Silver dijo...

Gracias por tu comentario DeNoir. Me ha gustado conocer de tu mano a este interesante personaje y poder volver a ver a Nancy Sinatra cantando These boots...

También tengo algunos libros de esa cochambrosa colección :) pero los leí hace mucho tiempo y no recuerdo si están tan mal editados como el que comentas.

Un saludo

Maria Rosa Duran dijo...

Acabo de leer MUERTE EN LA ESCUELA siguiendo lo que me parecía que eran los consejos de vuestros comentarios, y me alegro mucho de haberla leído. Me ha gustado mucho como narrador, también el personaje de Lamberti, con sus claros y sus sombras, así como su compañera Livia, y también el retrato de esa parcela de la criminalidad milanesa de la época. No había leído nada de Scerbanenco; he entrado en él a través de la lectura de MILÁN CRIMINAL, de Paolo Roversi, para quien parece que Scerbanenco es su maestro, una lectura que también os recomiendo.

Alice Silver dijo...

Pues gracias por la recomendación Mª Rosa, estaré atenta si me cruzo con el autor. Me ha gustado conocer tu opinión sobre Scerbanenco.

Maldoror dijo...

Las novelas de Scerbanenco no me han causado una impresión tan duradera como sus cuentos. Parece tener un don milagroso para la viñeta, para la fotografía instantánea de caracteres. En media página uno termina por creer en lo que se le cuenta, concibe que los personajes de la historia sean reales: Scerbanenco pintaba el carácter italiano con dos trazos.

Alice Silver dijo...

Gracias por tu comentario Maldoror, ¿qué cuentos has leído? ¿los recopilados en Milan Calibre 9?