lunes, 5 de mayo de 2014

David Hunter - Simon Beckett

David Hunter es antropólogo forense.

Licenciado en medicina, se doctoró en antropología. Pasó dos años en la Unidad de Investigación Antropológica de la Universidad de Tennessee en Estados Unidos, conocida como "la granja de cuerpos". Volvió a Inglaterra y se especializó en Antropología Forense. Trabajó en fosas comunes en Iraq, Bosnia y Congo, fue asesor de la policía.

Hace cuatro años su mujer e hija murieron en un accidente de coche y David escapó de Londres instalándose en Manham, un pueblecito de Norfolk, donde trabaja como médico de familia.

Es un buen hombre, tranquilo y agradable, algo tímido que lucha por salir adelante entre pesadillas y remordimientos.

Vive en una construcción de piedra a las afueras del pueblo. Conduce un Land Rover Defender.

En "La química de la muerte" unos críos encuentran el cadáver descompuesto de una mujer en el bosque y la policía invita a Hunter a colaborar con ellos.

Comentario personal

Novela amena, narrada en primera persona por el protagonista y las víctimas. El autor sabe mantener el suspense de principio a fin aunque utilice los trucos habituales y la trama sea en cierto modo previsible. Pese a su tragedia personal el protagonista no es un "llorica". El aspecto forense, que pueda llevar a algunos a dejar de lado la novela, es muy interesante y no incide en lo morboso sino en lo científico.

Para comer: Hamburguesas con ensalada. Rosbif y pudin de Yorkshire. Para beber: Cerveza y gin tonic.


Libros de David Hunter
  1. La química de la muerte (The Chemistry of Death, 2006)
  2. Entre las cenizas (Written in Bone, 2007)
  3. El susurro de los muertos (Whispers of the Dead, 2009)
  4. La voz de los muertos (The Calling of the Grave, 2010) 

El autor

Simon Beckett nació Sheffield, Inglaterra, en 1968. Se licenció en Filología Inglesa. Trabajó en una inmobiliaria. Fue profesor en España. Batería en un grupo. Periodista freelance desde 1992. Publicó su primera novela "La sombra del deseo" en 1994. Una visita a la "granja de cuerpos" en Tennessee fue su inspiración para crear el personaje de David Hunter cuya primera novela publicó en 2006.

En la actualidad vive en Sheffield, con su esposa.

Web del autor: simonbeckett.com (en inglés)

Novelas
  • La sombra del deseo (Fine Lines, 1994)
  • Animals, 1995
  • Where There's Smoke, 1997
  • Owning Jacob, 1998
  • Stone Bruises, 2014

34 comentarios:

Smit169 dijo...

Hola Alice.

Los tengo en cola de lectura. Mi mujer, que si los ha leído me los ha recomendado.

Un saludo
Smit169

Alice Silver dijo...

Son muy entretenidos Smit169, ¡haz caso a tu mujer! Ya he corregido la falta que me indicabas, ¡gracias!

Sandra dijo...

Hola Alice
Yo ya he leido los cuatro libros y todos me han gustado, el segundo para mi es el mejor. Creo que lo mas interesante de este autor es el conocimiento que tiene de la medicina forense y como te muestra los procedimientos de esta ciencia, a mi me llamo mucho la atencion la descripcion que hace de como se descompone el cuerpo a medida que pasa el tiempo, en base a la temperatura y muchos otros factores. He leido varios libros de forense, pero en niguno he visto todas estas explicaciones. Como he dicho es muy interesante y te hace saber cosas que ni siquiera te imaginabas.
Hasta luego

Alice Silver dijo...

Estoy de acuerdo contigo Sandra, el protagonista explica muy bien todos los procesos sin caer en el morbo o la sobreexplicación. Espero poder leer el segundo este verano, me he quedado con ganas de más.

Boga Vante dijo...

Me atrae conocerlo así que lo buscaré y pondré en lista de espera, sabiendo además que no se proclive a lamentarse de las heridas de su vida.

Mi única preocupación es que en su visita a la granja de cuerpos se cruzara con Scarpetta.

Vendré a comentarlo.

Alice Silver dijo...

Jajaja Boga, yo también me acordé de Scarpetta con lo de la famosa granja, creo que la visita en uno de los libros. Espero que te guste.

José María dijo...

He tenido ocasión de leer tres de los libros de este personaje, y coincido con Alice en que son entretenidos y que, pudiendo ser rollazo el tema forense, lo hace casi ameno. El prota me ha gustado, un poco pupas pero, como se decía por ahí, nada llorón. Y los escenarios donde transcurren las novelas son fantásticos, pues por lo menos en los de las dos primeras, que transcurren en Gran Betaña, logra que parezcan parajes casi salvajes, lo que le da un punto de misterio y aventura estupendo. Sin ser la pera limonera, es una serie entretenida y que se lee fácil.

Alice Silver dijo...

Jajaja, la pera limonera, hace años que no escuchaba esa expresión José María. Es curioso lo que señalas de los escenarios, a mi también me han llamado la atención en esta y otras novelas británicas. Esos páramos, acantilados y bosques misteriosos que conozco por los libros pero nunca he visto en la realidad.

Monicata dijo...

Espero que éste sea el próximo británico con el que me cruce, literariamente hablando, tiene una pinta estupenda.
En cuanto a los paisajes, efectivamente es así, Gran Bretaña tiene una gran variedad de ellos y lo más importante es que sus habitantes los valoran y protegen.
Mi hija vive a menos de una hora de Londres, en un lugar precioso rodeado de bosques en los que la mano del hombre se nota únicamente en el cuidado que ponen en no ensuciar ni destrozar nada. No hacen falta carteles recordándolo, todo el mundo es consciente y lo hacen como algo natural.

Alice Silver dijo...

Espero que te guste Monicata.

Los británicos siempre han destacado por su cuidado por la naturaleza y los animales. Es curioso que mi imagen sobre ellos no tiene término medio o me los imagino como personas encantadoras supereducadas tomando té o como hooligans bebiendo cerveza :)

Monicata dijo...

Una cosa no quita la otra querida Alice, ja, ja....

Alice Silver dijo...

¿Será que se transforman cuando salen de su país? No se, no me imagino a Miss Marple bebiendo cerveza :)

MacGuiller dijo...

Yo he tenido ocasión de leer los dos primeros libros de la serie. Es curioso que puedan adquirirse a través del Círculo de Lectores antes de estar a la venta en las librerías.

Alice Silver dijo...

A mi también me parece curioso MacGuiller y pasa con algunas series más como las de Tanna French o Brian Freeman.

Gato Q dijo...

Acabo de comprar el primer libro: no me tienen que hablar mucho para convencerme con la combinación ciencias forenses + crímenes. De hecho por allí llegué a Scarpetta (y ahora lamento todo el tiempo perdido en esos libros XD) y al Dr. Bill Brockton, que es el alter ego novelístico del Dr. Bill Bass, el científico responsable de la granja de los cuerpos. Gracias por la recomendación, Alice :)

Alice Silver dijo...

Espero que te guste Gato Q, no había oído hablar del ninguno de los Drs. Bill, ni el ficticio, ni el real... hay otra forense que me aburre bastante, la Temperance Brenan de los libros, sin embargo la televisiva sí me parece interesante.

Gato Q dijo...

Acabo de terminar el primer libro, "the chemistry of death" y si bien me gustó la manera en que está escrito, porque mantiene el suspenso, me desagrada el que [spoilers] las cosas le pasen tan de cerca al protagonista [/spoilers]. Aquellos de vosotros que habéis leído los otros volúmenes, ¿pasa lo mismo en ls otras novelas?

Alice Silver dijo...

Yo sólo he leído el primero Gato Q, no te puedo ayudar, a ver si se pasan Sandra o José María por aquí y nos lo aclaran.

Sandra dijo...

No, en los siguientes libros los casos no son tan personales como en el primero. Incluso se queda sin mujer, gracias a Dios, porque era muy molesto ese personaje.

Alice Silver dijo...

Jajaja Sandra, gracias por la información.

Gato Q dijo...

Ejem, Sandra, considero tremendamente personal que se quede sin mujer, si la novela es de asesinatos, por los grandes bigotes de Bastet :( ¿Cuál novela es, para saltármela?

Alice Silver dijo...

Gato Q, creo que leer tantas novelas policíacas va a acabar distorsionando nuestro sentido de la realidad. Hay mucha gente que se queda sin pareja sin necesidad de asesinarla, yo al menos no lo había interpretado en ese sentido :)

Sandra dijo...

Su mujer no se muere, solo se separan. Yo a lo que me referia es que las otras historias ya no son tan cercanas a el personaje. En el ultimo libro, sabemos porque el se siente tan culpable por la muerte de su esposa y su hija, pero solo porque en el transcurso de la historia el recuerda lo que paso el dia que murieron.

Boga Vante dijo...

Hoy comienzo con Beckett y el Doctor Hunter, así que me hagáis el favor de no levantar más velos de las historias.

Acabo de encontrarme con el primer cadáver.

Gracias anticipadas.

Gato Q dijo...

Jajaja, tienes razón, Alice XD No me había dado cuenta de lo que estaba dando por sentado.

Gracias, Sandra y ya me callo, Boga Vante :D Ojalá te guste la novela.

Boga Vante dijo...

Deseo que sí, Gato Q, porque las tengo todas y hay dos cosas que en este comienzo de la primera me atraen: La explicación de la ciencia forense, sin pedantería, y ese enigma que de momento encierra el Doctor Hunter.

Saludos.

Alice Silver dijo...

Vale Boga, estaremos calladitas hasta que termines :)

Boga Vante dijo...

Vaya por delante que tengo ganas de explotar de apasionamiento en uno de estos casilleros, como me ocurre cuando disfruto y desvarío con un "descubrimiento": Me ocurrio con Kinsey, Victoria, Cornelia, Petra, Jaritos, Montalbano, Bruneti...

Y a pesar de algún desencuentro, sigo esperando con avidez la salida de una nueva entrega.

Hace días os dejaba una explosión a la inversa con la detective María Ruiz y hoy, hoy...

Y mira Gato Q, Sandra y Alicia que habéis sido tan buena gente que suspendisteis la tertulia porque empezaba con la Química...

Es verdad que me encandiló esa parte de la ciencia forense con la que consiguió encandilarnos la primera Scarpetta, antes de que se le fuera la olla. Y esa parte que parecía prometer de la vida de David y su historia de pérdidas.

Hasta ahí. Porque si habéis leído todos los que nos brinda Detectives, no me negareis que todo gira en torno al personaje.

El autor nos promete al final de cada capítulo un "si yo entonces hubiera estado allí... no sabía lo que podía haber evitado" o algo así. Después no hay correlación.

Se pierde en detalles en los que insiste y luego nos deja pensando que ha ocurrido: Alguien sabe que pasa con el lunar sobre el que le previene insistentemente al policía, hasta casi desear una llevarlo al generalista para que lo analice. ¿Qué pasó?.

Decíais que él no está implicado pero, sin revelar nada que pueda aguar la lectura de otros, decirme por qué Hunter acaba con el bazo hecho polvo, una cicatriz en la palma de la mano que le llegó al hueso, las costillas de pena, amén de amagos de estrangulamientos, envenenamientos, etc. Me recuerda a una forense.

Y sus parejas: en fín, que se te quitan las ganas de que te tome la tensión.

Y esa enfermiza manía de algunos autores -como este- de los finales interminables. Cuando le coges el tranquillo y según las páginas que falten, ya sabes que todavía quedan tracas que a mi me parecen trucos de carpintería.

Pero eso sí, he conocido a otro autor y no me pesa.

Saludos.

Alice Silver dijo...

A estas alturas Boga es difícil encontrar personajes que estén a la altura de los grandes. Yo busco y busco y cuando encuentro alguno convincente, al menos para mi, os lo hago saber.
Sobre el lunar no tuvimos noticias, no.
En esta novela, que yo es la única que he leído, sí decíamos que el protagonista estaba implicado en la trama y Sandra aclaraba que en las siguientes no tanto.

Gato Q dijo...

Para mí también es difícil encontrar a los grandes, Boga. No suelo arrepentirme de nada de lo leído, ni siquiera de la Scarpetta (la manía especial que le tengo es de sus novelas con la sobrina hacker: todo parecido con la realidad computacional es solo coincidencia). Pero soy difícil de conquistar para una segunda cita, y entre las ideas que no van a ningún sitio (como el lunar, probablemente usado como estrategia para que veamos que el buen doctor se interesa por los demás), las relaciones amorosas y el que el doctor terminase todo machucado, mejor me voy por otros rumbos. Específicamente, a Egipto a principios del siglo pasado.

Boga Vante dijo...

Si, coincido con vosotras GatoQ y Silver, en que es difícil encontrar a estas alturas algo que resulte apasionante.

Pero lo cierto es que últimamente tengo la sensación de que leída una de estas "series"... las encuentro cortadas por el mismo patrón.

Tengo leído a Rebus dos veces. Y a Matt Scuder, tan atormentado y particular, porque hay algo en sus vidas, tramas aparte, que me hace sentirme una parte de ellos en las historias que me cuentan.

Como esas detectives que citaba más arriba y que añoro porque no precisan destriparme cadáveres, ni hacerme trampas carpinteras para desear volver a encontrarme con ellas como una compañía grata, absorbente y en muchos momentos divertida y enriquecedora.

Tampoco me arrepiento de lecturas fallidas, porque tampoco me siento obligada a leerlas y si continúo hasta el final... algún poso queda, aunque solo sea por compartir aquí mis impresiones, coincidamos o no. Incluyo los primeros de Scarpetta, no solo por la información forense sino porque los personajes que la rodeaban y ella misma los encontraba interesantes. Luego, llegó lo que llegó. Pero tampoco me quejo. Tan solo he dejado de leerla.

Con Mis Detectives tengo muy a mano la posibilidad de conocer nuevos autores de una forma lúdica en sí misma, sea el resultado el que sea.

Y aparte conocer otras opiniones que a veces me llevan por unos caminos que no hubiera cogido de otra manera.

Ahora estoy con el Juego de Espejos de Montalbano. Últimamente vuelvo a él con la esperanza de reencontrarme con el de sus principios porque encuentro que flojea.... Pero le tengo cariño. Algo así me pasa con Brunetti, lo que pasa es que Dona se interpone cada vez más entre nosotros, por elitista.

Gato Q, Silver: Un placer

Alice Silver dijo...

Gato Q, yo interpreté que lo del lunar simplemente era una manera de concienciar a la gente que tiene un lunar horrible y no se lo hace mirar... Ya nos contarás que tal tu viaje por Egipto.

Boga, yo estoy leyendo El otoño del comisario Ricciardi, se que otra de las novelas de la serie te angustió, pero te recomiendo vivamente que vuelvas sobre él, es un gran narrador, con historias preciosas y personajes magníficos que evolucionan.

Claudia Alaymo dijo...

Me han encantado, puedo decir que me he "devorado" los libros en un abrir y cerrar de ojos. Las historias son muy atrapantes.

Alice Silver dijo...

Me alegra que te haya gustado Claudia, a mi también me atrapó.