martes, 6 de febrero de 2018

Martin Servaz - Bernard Minier

Martin Servaz es comandante de la Brigada Criminal de la policía de Toulouse.

Su padre era profesor, él estudió letras y latín siguiendo sus pasos, buscando ser escritor, pero terminó siendo policía. Está divorciado y tiene una hija de 17 años.

Está a punto de cumplor los 40 años. Cabello negro, ojeras y mejillas un poco hundidas. Viste chaqueta de terciopelo y vaqueros raídos.

Es prudente, controlado, tenaz, flemático, serio, casi aburrido. Le da miedo la aventura, velocidad, la altura, las multitudes... odia el deporte, ni practicarlo ni verlo. Le gusta la música, especialmente Mahler. Fuma. Desayuna café con croissant, come caña y tortilla, cena en casa platos precocinados.

Cree que las personas son como los icebergs, bajo su superficie hay secretos dolorosos.

Sus colaboradores son Vincent Espérandieu, ambiguo, elegante, tecnólogo; Samira Cheung, medio china, medio franco-marroquí, estrafalaria, fea y muy inteligente e Irène Ziegler, amante del riesgo, deportista, conduce desde una moto a un helicóptero.

"Bajo el hielo" comienza con un crimen imposible: un caballo decapitado es hallado encima de una torre del teleférico en el apartado pueblo de montaña, Saint-Martin-de-Comminges, cercano a los Pirineos, en la escena el ADN de un psicópata internado en una institución cercana. Es el primero de una serie de crueles crímenes.

Comentario personal

"Bajo el hielo" es algo largo aunque resulta entretenido. He pasado un buen rato leyéndolo, la narración es fluida y consistente. Pese a que no me gustan los libros de psicópatas al menos en este libro no tienen voz. Los crímenes son crueles (no podría ser de otra manera en un thriller francés). Los protagonistas, pese a ser algo desgraciaditos, son agradables. El autor denuncia la falta de recursos del estado para atender las necesidades de los enfermos o los equipos policíales.


Libros de Martin Servaz
  1. Bajo el hielo (Glacé, 2011) 
  2. El círculo (Le Cercle, 2012)
  3. No apagues la luz (N'éteins pas la lumière, 2014) 
  4. Noche (Nuit, 2017) 





Serie de TV
  • Glacé, 2016-2017. Serie de televisión de 6 capítulos. Francia. Intérprete: Charles Berling (Servaz)

El autor

Bernard Minier nació en Béziers en 1960. Pasó su infancia en Montréjeau, al pie de los Pirineos. Estudió en Tarbes y Toulouse. Desde pequeño quiso ser escritor. Leyó Robinson Crusoe, a Julio Verne, Tintín, Lucky Luke y más tarde a San Antonio, H.G. Wells, Conan Doyle… Estudió medicina. Trabajó como inspector de aduanas.

En 2011, con 50 años, tras mandar su libro a cinco editoriales y recibir el sí de cuatro de ellas, publica su primer libro, Bajo el hielo.

Web del autor: bernard-minier.com (en inglés y francés)


Otros libros

  • Une putain d’histoire, 2015
  • L'Échange ou Les Horreurs de la Guerre, 2017 - novela corta en 13 à table!, 2017

16 comentarios:

Leer día a día dijo...

Lo he terminado hace unos días y me ha encantado, ya había leído No apagues la luz. Me gusta empezar las sagas por el principio pero en este caso no fue así

Megan Barrow dijo...

Hace tiempo que leí estos libros, tengo un recuerdo agradable de la serie, aunque no me parecieron superb, quizá porque leí los tres casi a la vez. Me gustaron porque yo aprendí francés en la zona de Toulouse, me costó veranos allí, y recuerdo la época y el lugar con mucho cariño.

Anónimo dijo...

Me llamo Anna,lo tengo desde hace tiempo pero no consegui terminarlo.Lo intentare de nuevo a ver si hay mas suerte.Reconozco q los autores franceses me cuestan mucho ya que suelo encontrar los libros muy lentos y sus personajes tan tristes q en ocasiones solo

falta oir musica de violin

Alice Silver dijo...

Yo he pasado un buen rato "Leer día a día" pero no he llegado al encanto, no creo que me anime a continuar con la saga por ahora...

Veo que eres una auténtica cosmopolita Megan :). A mi me ha gustado el libro pero no me ha dejado ganas de más, quizás si visito Toulouse alguna vez :)

Anna, a mi me pasa lo mismo con cierto tipo de novela francesa, odio a Thilliez, me aburrió Bonnot y alguna de Lemaitre la he encontrado aburrida (aunque en otras me parece un genio)

Megan Barrow dijo...

Te puedo asegurar que cuando tienes 10 años y las vacaciones te las usan para hacer intercambio y se echan en tierra extraña sin saber el idioma, te sientes de todo, excepto cosmopolita. Después de hacer los mismo durante 5 años te sientes la mar de bien, eso sí, y te las apañas ;) en frances. :D

A mí tampoco me gustan los escritores franceses, excepto la Henaff y sus novelas cómicas. Si leí seguidas las tres novelas de Minier fue por el dónde, no por sus tramas que me acabaron aburriendo, muchos tramos de carretera entre Pau y Toulouse tienen muy buenos recuerdos para mí.

Y sí, si algún día tienes tiempo puedes ir a echar un vistazo a Toulouse, la llamada Ville Rose. Y le das recuerdos de mi parte al Hôtel du Grand Balcon, si es que aún sigue. ;)

Alice Silver dijo...

Estoy de acuerdo, como franceses salvaría a Henaff y quizás a Izzo, alguno de nuestros amigos apostaría también por la Vargas... pero no seré yo ;).

Y entiendo perfectamente el poder de evocación de las novelas, sobre todo si lo hacen de "pasajes" de nuestra infancia o adolescencia...

Y sí, he visto que existe el Hôtel du Grand Balcon en Toulouse...

Javier Gonzalez dijo...

Buenas.

Me temo que generalizar respecto a la novela negra francesa en base a los escasos autores que se traducen al castellano es un poco aventurado. Se me ha ocurrido dar una vuelta por alguna web francesa especializada en "noir" y he encontrado decenas de autores completamente desconocidos para nosotros. Y eso sin ningún esfuerzo.
Dicho esto, si nos ceñimos a lo conocido, más allá de los magníficos Pierre lemaitre (que cultiva otros géneros) y Fred Vargas (objeto a veces de controversia) tenemos autores para todos los gustos y algunos bastante apreciables:
- Los clásicos Leo Malet, Sebastien Japrisot o Jean Claude-Izzo
- Los que se decantan por salir de las fronteras galas: Ian Manook, Olivier Truc
- Autores de thrillers más o menos originales: Frank Thilliez, Jean Christophe Grangé
- Los inclasificables (al menos para mi): Sophie Henaff, Thierry Jonquet.

En fin, no es mucho pero es algo.

En cuanto a Minier, reconozco que a mi sí me gusta. Y eso a pesar de que cultiva un subgenero que no es santo de mi devoción: el del psicópata omnipotente que, a pesar de estar encerrado y (presuntamente) ultravigilado, maneja a los personajes cual marionetas. Por cierto, que este suggenero me lo estoy encontrando cada vez en más autores, incluso españoles. Se ve que la sombra de los corderos silenciosos es alargada.
Minier cuida bastante las tramas y las gestiona con solvencia. El personaje de Servaz me parece muy bien construido, con un pasado que le afecta pero sin ser ese pupas tan extendido actualmentey que, generalmente, tanto detestamos. El ritmo es bueno con resoluciones coherentes y que no decepcionan.
Yo he leído las tres novelas traducidas y todas mantienen un buen nivel siendo la tercera quizá un poco más floja.

Dos apuntes para finalizar:
- Entre los colaboradores de Martin Servaz echo de menos a Irene Ziegler, un personaje que particularmente me gusta mucho (y a quién no: alta, rubia, vestida de cuero, a horcajadas sobre la moto...).
- He visto la serie televisiva Glacé y no me ha gustado. Se basa en la primera novela y ni el actor que hace de Servaz ni la actriz que hace de Ziegler dan la talla y el desarrollo de la trama es de lo más convencional tirando a aburrido.

Besos y saludos. (Javi ex-anónimo)

P.D. Mis disculpas a todos los franceses porque me he saltado la mayoría de las acentuaciones pero es que con un teclado castellano es un follón.

Alice Silver dijo...

Gracias Javi por tu, como siempre, completa argumentación.

No sabía que Ziegler era un personaje habitual, al haber leído una sola novela y desplazarse su equipo a una localidad remota no pensé que lo fuera, ya la he añadido.

En cuanto a meterme con los autores franceses por mi parte no deja de ser una provocación como otra cualquiera, aunque atendiendo a tu calificación dejaría gustosa de lado a los autores de thrillers y también a los que se salen de sus fronteras...

Javier Gonzalez dijo...

Pues no creas que son lo mismo. Grangé merece la pena mientras que Thilliez me parece un petardo. Y entre los exóticos, no he leído a Truc mientras que Yeruldegger (de Ian Manook) funciona estupendamente en su primera mitad mientras que en la segunda el personaje se pierde y se transmuta en una especie de Charles Bronson desbocado sembrando el caos por la estepa mongola.

Besos y saludos. (Javi ex-anónimo)

José María dijo...

Suscribo buena parte de lo afirmado por Javier. He disfrutado mucho con novelas francesas actuales y del siglo pasado .... Aunque he de reconocer que Minier no es santo de mi devoción. Leí la primera de la serie y no me arrebató.

Sandra dijo...

Hola Alice
Ya tiene rato que lei a este autor,creo que te deje un comentario en El cajon del sastre, sobre el. No recuerdo bien.
Lei Bajo el hielo y El circulo, la primera me gusto mas, no he seguido con la serie por falta de tiempo, pero espero hacerlo pronto.
Saludos desde Mexico

Alice Silver dijo...

Javi, me apunto a Grange, sólo he visto la peli Los ríos de color púrpura...

Gracias por tu opinión José María.

Hola Sandra, ¡cuanto tiempo! pues no encontré ningún comentario sobre Servaz en el Cajón, si no lo hubiera copiado... no sé si estará en otra entrada.

Sanba dijo...

Hola Alice, entre los escritores franceses del género merece la pena leer a leo Malet (citado en otro comentario) que tiene el sabor de otra época, pero sus novelas sobre los barrios de París son maravillosas. También a Didier Daeninckx y sus historias comprometidas y con fuerte carga política y sobre todo a J. P. Manchette, que pena que muriera tan joven... Un cordial saludo

Alice Silver dijo...

A Leo Malet sí le he leído, bastante, de hecho tengo una entrada dedicada a Nestor Burma de la que casi lo que más me gusta es la biografía del autor: https://detectivesdelibro.blogspot.com.es/2010/06/nestor-burma-leo-malet.html

A los otros autores que mencionas no, a Daeninckx le conocí en una presentación junto a la Vargas https://detectivesdelibro.blogspot.com.es/2013/10/getafe-negro-vi-francia-inventora-de-la.html

y no me interesó mucho...

Harry dijo...

Hola a todos:
a mi esta serie me gusta mucho. La sigo fielmente y eso que me pone mala de ansiedad. Demasiado truculenta, psicologicamente, pero debe ser mi lado masoquista, qué por cierto, no tengo el que me impulsa a leerlo.
Precisamente por su truculencia a Thilliez y Grangé no los leo más. Quizás con Grangé me anime en el futuro y en un momento de despiste, pero a Thilliez ni muerta. Lemaitre es muy bueno. Tanto que he leído dos novelas suyas y me han gustado mucho, pero las terminé con el corazón en la garganta, y el ánimo desmadejado.
Dicho esto, podeis echarme en cara mi falta de decisión, mi estupidez por leer algo que sé me va a dejar descompuesta y por no aprender de mis errores. Teneis razón en todo, hasta yo me enfado conmigo misma y ni me entiendo, pero es que, una es como es, jajaja.

Reconozco que la novela negra francesa me echa para atrás por eso, por la dureza extrema de sus tramas; pero también reconozco que no se puede negar un todo por una generalidad. Con Henaf lo he pasado estupendísimamente y la recomiendo sin dudar. me gustan Manoc y Truc y seguro que hay muchos más autores interesantes que me quedaré sin leer porque no sé francés.

En resumen, que ya es hora. Solo pasaba por aquí para agradecer la reseña y comentar que la serie me gusta.
Saludos

Alice Silver dijo...

Gracias por tu opinión Harry, muy interesante y argumentada... Y no creo que haya nadie que se atreva a criticarte, en este blog todos cojeamos del mismo pie :)